Conociendo Altea, la cúpula del mediterráneo

Altea es un pequeño y antiguo pueblo de pescadores que tiene todo lo que debe tener un pueblo típicamente mediterráneo. Ubicado en una pequeña colina junto al mar, sus preciosas casas de piedra con fachadas perfectamente encaladas donde se refleja la luz del Sol, sus empedradas y empinadas callejuelas o el animado paseo marítimo, hacen de Altea uno de los pueblos más bonitos de toda la Costa Blanca.

altea24

Además de ser un magnífico ejemplo de arquitectura mediterránea, se trata de un pueblo tranquilo donde se respira paz, con una excelente gastronomía y repleto de tiendas de arte y artesanía. En definitiva un lugar fantástico donde no hay mejor plan que pasear, relajarse o sentarse a ver el atardecer en algunos de sus miradores o terrazas.

altea23

Datos prácticos

Nosotros visitamos Altea en temporada baja, con lo que aparcar no fue demasiado problema. Dejamos el coche en la calle tanto en los alrededores del Ayuntamiento como más cerca del centro histórico, por la Plaza de la Cruz. Imaginamos que en verano el tema se complicará bastante, pero aún así vimos varios parkings tanto en la parte alta como en la zona de la playa.

Si vais con niños pequeños, mejor sin carrito. Hay muchas cuestas y calles empedradas con lo que el acceso es complicado.

altea8

Para comer hay mil sitios. Altea está plagada de restaurantes, bares y terrazas de todos los estilos. Nosotros vamos a recomendar un italiano fantástico que se llama La Quarara. Está en pleno centro, en la Carrer Concepció, y la comida es buenísima, de lo mejor que hemos probado fuera de Italia.

mdealtea7

Os dejamos la web oficial de turismo de Altea para más información: https://visitaltea.es/en/home/

Qué ver

Se puede comenzar la ruta paseando por la parte de abajo del pueblo, la zona del puerto y el Paseo Marítimo. Esta zona es muy animada, llena de terrazas y gente paseando. Imaginamos que en temporada alta se pondrá de bote en bote.

En esta parte del pueblo también podemos ver la Plaza del Ayuntamiento, que es la zona más bulliciosa de la ciudad y donde se encuentran la mayoría de los comercios.

Toda esta parte nosotros la vimos bastante de pasada, ya que al vivir en zona de costa tampoco nos llama demasiado la atención. Afortunadamente al lado de casa tenemos un magnífico paseo marítimo para disfrutarlo todo el año. Por tanto, rápidamente comenzamos a callejear en busca de la parte alta del pueblo que es la que estamos deseando conocer.

altea20altea21

Paseando por el centro histórico descubrirás un montón de rincones pintorescos, callejuelas empinadas y viejas casas con fachadas de color blanco inmaculado y decoradas con flores. La gracia consiste en caminar sin prisas y disfrutar de la tranquilidad que se respira.

altea22

Algunos lugares interesantes como la Plaza de L’aigua o la Plaza de la Cruz, pero hay que perderse por las calles en busca de los sitios más chulos que no aparecen en las guías, y también de los diferentes miradores desde los que se tienen magníficas vistas.

altea15

La Carrer Mayor es una de las calles más bonitas y concurridas. Por fuerza pasarás por ella varias veces ya que es la que lleva a la Plaza de la Iglesia.

altea9altea10

Subiendo esta calle llegamos hasta el símbolo de Altea, la Iglesia de la Señora del Consuelo. Se trata de una iglesia del siglo XIX que se encuentra en la parte más alta del pueblo y donde destacan sus características cúpulas de tejas azules. Por ello es conocida como la Cúpula del Mediterráneo.

altea11altea12altea13

La Carrer de San Miguel es otra de las calles que debes conocer. Aquí hay un montón de tiendas de artesanía y sobre todo se tiene una de las imágenes más típicas de las cúpulas.

altea17altea18

Al lado de la Plaza de la Iglesia hay un mirador desde donde se tienen unas estupendas vistas del pueblo, el Mar Mediterráneo y el skyline de Benidorm al fondo. Normalmente está lleno de gente, pero no te preocupes, si te pierdes un poco por las calles cercanas hay otros miradores mucho más tranquilos y con vistas igual de buenas.

altea16

Tras disfrutar un buen rato paseando por esta zona decidimos volver al coche e ir en busca de una de las cosas más curiosas que se pueden ver en Altea, la Iglesia Ortodoxa del Arcángel San Miguel. Se encuentra en la urbanización Altea Hills, a unos 10 minutos del centro de Altea ya de camino a Calpe. Se trata de una preciosa Iglesia hecha de madera con cúpulas doradas que se comenzó a construir en el año 2002 y fue consagrada en 2007 con la visita de Cirilo I, el Patriarca de Moscú y toda Rusia, o lo que es lo mismo, el jefe de la Iglesia Ortodoxa rusa.

altea2altea3

La Iglesia fue financiada por los ricachones rusos que abundan por la zona y es la primera de este estilo que se construyó en España. Se dice también que todos los materiales utilizados en su construcción, como por ejemplo la madera, fueron traídos de Rusia.

altea4altea6altea5

Es sorprendente encontrar un edificio tan bonito y singular en medio de una urbanización de lujo alejada de todo. En nuestra opinión, una forma estupenda y diferente de finalizar una visita a Altea.

altea19

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.